CONDENAN A IZAR Y CONSTRUCCIONES NAVALES DEL NORTE A INDEMNIZAR CON 323.427,44 € A FAMILIARES DE J.A.P. FALECIDO EL 2015, A CONSECUENCIA DE UN MESOTELIOMA POR EXPOSICIÓN AL AMIANTO EN TRABAJOS DE TUBERO EN LAS CONTRATAS DEL ASTILLERO

“SIN FONDO DE COMPENSACIÓN, HAREMOS PAGAR LA COMPENSACIÓN POR DAÑOS A LA GRANDES EMPRESAS”

El Juzgado de lo Social Nº 4 de Bilbao, condena a IZAR Construcciones Navales SA y construcciones Navales del Norte a pagar en concepto de daños y perjuicios la cantidad de 323.427,44 € a la viuda y dos hijos de José Ángel G., que falleció en Noviembre de 2015 a consecuencia de un Mesotelioma epiteloide, tras trabajar Tubero en las contratas Vascongadas, Pronaval y en los Astilleros Españoles entre 1971 y 2010 en contacto con amianto, presente en las tuberías de calorifugado y mamparas de los barcos, con total desconocimiento del riesgo y sin protección respiratoria. La empresa Astilleros Españoles, pasó a denominarse Izar Construcciones Navales y en 2006 fue comprada por Construcciones Navales del Norte SL.

Durante el juicio, la empresa no pudo acreditar el cumplimiento de las medidas preventivas que la legislación requería, al no existir mediciones ambientales de amianto en el puesto de trabajo, como requería la legislación vigente desde los años 1940.
A José Ángel G., le diagnosticaron un Mesotelioma en Septiembre de 2014, en Febrero de 2015, se le declaro la Incapacidad Permanente Absoluta derivada de enfermedad profesional.

La Sentencia asume íntegramente la demanda presentada por la familia y condena al pago de 323.427,44 euros, solidariamente entre IZAR Construcciones Navales y Construcciones Navales del Norte.

ASVIAMIE, Asociación vasca de victimas del amianto, muestra su satisfacción por esta sentencia, que obliga a las grandes empresas a compensar por el daño causado.
Asimismo, señala, que mientras las grandes empresas no se impliquen con los Gobiernos Vasco y Central, en la creación urgente del Fondo de Compensación, haremos pagar a las grandes empresas por el daño causado, dejando al descubierto el incumplimiento generalizado de las empresas, durante décadas de las normas de Seguridad e Higiene y especialmente, de la legislación preventiva de las enfermedades profesionales.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *